La amortización contable es uno de los conceptos fundamentales para la administración de tu negocio, con un impacto directo en su rentabilidad y en el pago del IRPF en el caso de los autónomos y del Impuesto de Sociedades en el caso de las pymes. + Info en El Economista