Desde lo más prosaico, como la gestión de documentos legales, a lo más increíble, como los repuestos humanos, hay cambios tecnológicos, sociales y de negocio que harán muy distinta la profesión de abogado en pocos años. + Info en Expansión