Las Administraciones de los Estados miembros serán obligadas desde mañana a recibir facturas en nuevos formatos. El estándar español Facturae no servirá. + Info en Cinco Días