El Gobierno valenciano sube los impuestos a los casinos y a las máquinas recreativas con premio. A partir del próximo año, los jugadores que obtengan premios en casinos tributarán como mínimo un 20% por los mismos, cinco puntos más que en la actualidad, cuando el tipo que se les aplica es el 15%. Mientras, los empresarios que exploten máquinas de azar o recreativas tendrán que abonar una cuota anual de 3.600 euros frente a los 3.200 que pagan en la actualidad. + Info en Valencia Plaza