Durante los últimos diez años, el coste de la robótica se ha visto reducido en un 27%, y se prevé un 22% adicional para la próxima década según un informe de Bank of America. Esto que explica en gran medida por qué en 2025 el 45% de las tareas industriales estarán en manos de robots, frente al 10% que estos tienen actualmente bajo su responsabilidad. + Info en El País