El próximo 15 de junio se produce el esperado fin del roaming en la Unión Europea. De este modo, a partir de entonces las operadoras dejarán de aplicar un sobrecargo en la factura por el uso del teléfono móvil fuera de las fronteras nacionales. + Info en El Economista