“En 2017, por primera vez desde el inicio de la crisis, los ingresos por cotizaciones sociales crecerán por encima del gasto en pensiones y la brecha comenzará a cerrarse. Pero, aún así, la Seguridad Social presenta un déficit estructural que es necesario atajar”. + Info en El Mundo