Los cambios del panorama político internacional han agravado considerablemente la preocupación de los empresarios a la hora de desarrollar sus políticas de internacionalización y expatriación. La salida del Reino Unido de la Unión Europea comenzaba un proceso de incertidumbre para los trabajadores extranjeros que ahora con la llegada de Trump a la presidencia norteamericana se ha puesto nuevamente de manifiesto en todos los colectivos de inmigrantes en EEUU. + Info en El Derecho